Miercoles, 20 de Septiembre de 2017
Incremento en la inversión pública será el tirón para atraer inversión extranjera

Entrevista a Juan Carlos Martínez Lázaro, profesor de Economía Internacional del IE Business School. “Hoy vemos un crecimiento más estable de la economía peruana. Ya el boom de los commodities ha terminado y no va a volver”, ¿qué queda? 

El economista Juan Carlos Martínez Lázaro es conocedor de la coyuntura política y económica mundial y se encuentra en nuestro país para participar en el Foro de Economía de AmCham. En entrevista con gestion.pe destaca que la inversión pública será la clave para atraer la inversión extranjera al Perú. Asimismo, estima que el crecimiento de nuestro país será el doble de lo esperado para América Latina.

¿Cuáles son sus expectativas de crecimiento para la región? Para la región son bajas.

Estimamos un crecimiento de 1.5%; influye mucho el crecimiento de Brasil y México que tienen el 40% del crecimiento regional, sumado a lo de Venezuela. Sin embargo, vamos a encontrar crecimientos superiores en otros países, como el caso de Perú que podría duplicar la media que tenemos.

¿Seguirá siendo un destino atractivo para los inversionistas? La inversión extranjera se está recuperando en América Latina.

 La situación en Perú pudo haber sido más compleja, por los actos de corrupción y fenómenos climatológicos, pero sigue siendo un destino bastante atractivo para invertir, más para las empresas españolas.

¿Las empresas brasileñas dejan libre el terreno para las españolas?

Odebrecht tenía cierto monopolio en muchos países de América Latina para realizar infraestructura pública. En la medida en que Odebrecht tarde en recuperar la posición dominante que tenía, se abre la oportunidad para muchas empresas de todo el mundo.

 En ese sentido, las empresas infraestructuras de española y construcción tienen muchas expectativas tanto en Perú como en países de la región. Van a contar con muchas más oportunidades de invertir en esta zona.

¿Qué tipo de empresas podrían llegar a Perú?

Las grandes empresas españolas ya están en la mayor parte de los sectores como en Banca y Telecomunicaciones e Infraestructura; pero todavía hay una cabida muy amplia para una serie de empresas pequeñas y medianas en muchos sectores, que en los próximos años pueden llegar en la medida en que las oportunidades se vayan presentando.

 ¿Cuáles son los riesgos a los que se enfrenta Perú?

Todo lo derivado del tema Odebrecht y los efectos de El Niño Costero ha provocado que la inversión pública no tenga mayor dinamismo. En la medida en que la situación se vaya tranquilizando todo apunta a que la inversión pública se irá incrementando y eso dará, además, un tirón importante de la inversión extranjera.

¿Por qué la importancia de acelerar cuanto antes la inversión pública?

Porque muchas veces las empresas privadas para invertir en un país ven cómo se desarrollan los proyectos públicos. Por lo tanto, es importante que se siga manteniendo el dinamismo de la inversión pública en proyectos energéticos o de infraestructura. Pero, tenemos un Congreso con mayoría de oposición… Todos los países tienen luchas internas pero lo importante es que eso no suponga una amenaza o un freno al marco de seguridad jurídica más el crecimiento económico.

 Lo importante es que los inversionistas extranjeros no se vean afectados. Además, Perú siempre se ha mostrado como un sitio atractivo porque no ha tenido michos conflictos entre inversores extranjeros.

¿Volveremos a tener un crecimiento más cercano a los dos dígitos?

 Perú tuvo antes unas cifras de crecimiento que no eran normales. Hoy vemos un crecimiento más estable de la economía peruana. Ya el boom de los commodities ha terminado y no va a volver porque China ya no tiene los mismos ritmos de crecimiento.

¿Se dará más adelante otro boom?

 La menor demanda afecta a los precios y va a ser difícil volver a encontrar un precio de materias primas elevado como estuvo en los últimos años; eso afectará mucho al crecimiento. Entonces, ¿debemos apostar por las exportaciones no tradicionales? Lo mejor que le puede pasar a Perú y le puede ocurrir a otros países es que los exportadores peruanos de commodities pasen a desarrollar exportaciones no tradicionales.

 ¿Y aprovechar los acuerdos comerciales?

Que haya muchos acuerdos comerciales está bien porque da apertura a nuevos mercados; pero tampoco hay que sacralizar el tema. No por tener un mayor número de acuerdos comerciales la economía va a ir mejor; hay países donde el intercambio es pequeño y quizá en ese sentido es más importante la diversificación productiva, con alto valor añadido porque esa es la garantía para el futuro. 

Fuente: Diario Gestión

 
 
Copyright 2007 - 2012 | Revista Actualidad Empresarial
instagram takipci r57 shell